Nada nos asusta más que enfrentar nuestros deseos y nuestras pasiones; entre su control y su abandono se nos va la vida y acometemos en esos dos extremos la mayor parte de nuestras energías.

Hace catorce años, Tomás Eloy Martínez ganó el premio Alfaguara de Novela con una obra que hace temblar las raíces de sus lectores. La gloria y decadencia de un hombre del poder que ha quedado de rodillas frente a sus impulsos y pasiones.

La prosa de Tomás Eloy Martínez nos empuja, nos grita, se apodera de nosotros y este es un libro que, junto a La Novela de Perón y Santa Evita, formarían su triada de obras enormes que no pueden ser pasadas por alto.

http://elpais.com/diario/2002/04/21/cultura/1019340002_850215.html

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s