América Latina, por muchas razones, es una tierra pródiga en mesías, profetas, santones y toda suerte de iluminados; a ellos nos acercamos con reverencia, con miedo, con descreimiento y a veces con cierta sorna, pero son parte de nuestro imaginario desde la era colonial. Escribir sobre ellos no es fácil, en especial, si no se quiere caer en el misticismo de folletín o en la procacidad del símbolo. Hernán Rivera Letelier logra un retrato de un cantón complejo, humano, demasiado humano, y lo hace retratando el ámbito de las salitreras chilenas de principios del siglo XX.

Rivera acierta con el humor y con la narrativa, juega y domina el arte de la imaginación y del dato, los conjuga y nos muestra un Cristo de Elqui simpático y al mismo tiempo complejo, sin embargo, más allá del personaje y la anécdota, es la sociedad del desierto la que protagoniza el relato, sus miedos y sus abandonos, sus alegrías y su mecánica de vida.

El humor de Rivera Letelier, también, se goza en la escritura y vaya, da gusto compartir la gracejara, el chiste certero y el desarrollo de la broma.

Sin duda un libro para leer y disfrutar.

Algo más sobre el libro:

El arte de la resurrección – Hernán Rivera Letelier

Otro poco…

https://www.megustaleer.com/libros/el-arte-de-la-resurreccin-premio-alfaguara-de-novela-2010/MES-063782

Hernán Rivera Letelier habla sobre la novela:

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s