Como dice el clásico, el asesino siempre vuelve al lugar del crimen o, también que uno siempre vuelve a los lugares donde fue feliz. El hecho es que después de leer a Highsmith uno siempre está volviendo a sus lecturas; es verdad que no la visitaba desde mi último Ripley y aquí me tienen, preso y feliz con otro de sus libros. Ese dulce mal es una de sus mejores novelas, con el arte de ir convirtiendo lo cotidiano, lo anodino, en una trama compleja pero tentadora, con un lenguaje atroz pero efectivo, jugando con la imaginación y la lógica del lector y siguiendo un camino del que uno no puede tomar pista si no es dejándose llevar por la tendencia de la autora, por el carácter de los personajes. En esta ocasión Highsmith renuncia a los grandes escenarios para volver al hombre común, a los crímenes de mala fortuna, de error y de malicia profunda, ese terreno en el que todos estamos expuestos. Algo más sobre el libro: https://librotea.elpais.com/libros/ese-dulce-mal-sylnexyexq/

Una microreseña

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s