Una vez más, de viaje por los territorios de la infancia y el recuerdo, uno de los favoritos por muchas, muchísimas décadas, una novela trepidante, sin truco, llena de las ilusiones de los que entonces niños, aprendimos con ella el arte de emocionarnos con la lectura. Que ustedes la disfruten:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s